Migrar es expandir el alma, alentar la creatividad, fortalecer nuestra visión, reconocernos en transformación y sobrepasar lo imposible.